La historia de una pasión que se juega en equipo

Decía el escritor francés Paul Morand que “Las Pasiones son los viajes del corazón” Este viaje oval comenzó en el año 2011. Por aquel entonces un argentino inquieto, Hernán Galiotti, ex jugador de rugby del Tasman Boadilla decidió traer la pasión por el rugby a Alcorcón. Y lo hizo comenzando en un pequeño trozo de césped que le dejaron usar durante el año en las instalaciones de la piscina de Santo Domingo. Ahí, entre árboles con la única sana locura de la diversión y el aprendizaje en trono a una pelota de forma oval dio sus primeros pasos el Rugby Alcorcón. Allí empezó a jugar con una veintena de chavales que les apetecía pasar el rato jugando al rugby. Ese fue el germen de un Club que en pocos años ha vivido varios ascensos de categoría y ha imbuido a la ciudad del amor a un deporte de tres tiempos jugado por caballeros y señoras.

Hasta la Temporada 2013/14 el Rugby Alcorcón no tuvo categoría senior. El Rugby Alcorcón siempre ha jugado en la Universidad Rey Juan Carlos.  Aquella temporada empezó a competir en la cuarta categoría regional del rugby madrileño y consiguió el ascenso. Ese año el Equipo Senior del Rugby Alcorcón contó con 80 licencias federativas. Esta temporada fue vital para el Club ya que el conjunto creció no solo deportivamente… también en recursos humanos y técnicos que, desde entonces, han formado la base del staff de entrenadores del Rugby Alcorcón. Por aquel entonces la camiseta del equipo alfarero llevaba franjas rojas y blancas horizontales, pantalón rojo y medias rojiblancas.

Los jugadores del Rugby Alcorcón siempre han sido conocidos como “Los Tigres”. En el año 2014/15 se estrena la equipación que tenía los colores de la bandera del municipio, el verde y rojo. Dicha equipación emulaba la piel de un tigre. El equipo alfarero consigue un nuevo ascenso a la segunda categoría del rugby madrileño.